Enlaces y carreteras de montaña

En tramos interurbanos, existen zonas en las que el conductor carece de una completa visibilidad, haciéndose imprescindible el buen estado de las marcas viales que señalizan el tramo, es frecuente el caso de curvas cerradas en las no se encuentra correctamente delimitada la calzada, o en las que, debido a condiciones climatológicas adversas, se ve muy reducido el grado de percepción del marcado vial.

Es en estas zonas donde existe la necesidad de reforzar de alguna forma, la visibilidad de la delimitación de la calzada, así como de alertar de una manera significativa al conductor de un posible riesgo para aumentar su atención en la conducción evitando posibles salidas de la calzada.

Carretera niebla

En este ámbito, INTERLIGHT ha desarrollado un sistema formado por un marcado luminoso de señalización vial de tipo horizontal, y de funcionamiento dinámico e inteligente, que permite mediante el empleo de una serie de sensores, activar la luminaria implantada sobre el firme de la calzada, cuando las condiciones de seguridad lo requieran (ante condiciones climatológicas adversas o durante las horas de nocturnidad).

Con este sistema se delimita aquellas zonas de la carretera en las que el conductor puede perder la visión, consiguiendo de esta forma, que el conductor en todo momento tenga la percepción de su zona de circulación.